Domingo, 26 de Mayo de 2024 | Teléfono: 986 438 020
Atrás

Más de 100 días de destrucción en Gaza, y los mayores siguen siendo invisibles

MSF celebró, recientemente, un encuentro online para dar cuenta de su actividad en la Franja desde el inicio del conflicto. La coordinadora de Emergencias en El Cairo fue tajante: 'Esta población está sufriendo y sus necesidades deben ser priorizadas'

E. Vicente EM 06-02-2024

COMPARTIR

(De izda. a dcha.) Helen Ottens, coordinadora de emergencias en El Cairo; Enrico Vallaperta, responsable médico de MSF para Gaza y Enas Abu-Khalaf, responsable de comunicación de la oficina regional de MSF en Amán.

No hay página web que se dedique a dar cuenta de la actualidad que no disponga ya de un apartado específico para poder alojar la ingente información desencadenada por ese conflicto entre Israel y Gaza, que desde el 7 de octubre acapara noticias a cada cual más sanguinaria

Los números ya no tienen manera de contabilizar la destrucción civil y material que este pequeño rincón del mundo está viviendo. Los llamamientos, denuncias y manifestaciones se multiplican, pero sin pena ni gloria. Incluso fue llamativo el posicionamiento de António Guterres, secretario general de las Naciones Unidas, quien señaló que, si bien no es justificable matar o secuestrar deliberadamente a la población civil, el ataque israelí contra Gaza ha desatado una destrucción total y niveles de asesinatos de civiles a un ritmo sin precedentes durante sus años al frente de la ONU.

Cien días después de iniciarse el conflicto, Médicos Sin Fronteras (MSF) celebró un encuentro online, ‘Testigos de la guerra: 100 días en Gaza’, retransmitido desde el Hotel Safir, en El Cairo. En él, dos miembros de MSF –Enrico Vallaperta, responsable médico de MSF para Gaza y Helen Ottens-Patterson, coordinadora de Emergencias en El Cairo–, ofrecieron a los medios su testimonio y experiencia, ambas desgarradoras, y desde la lejanía, casi imposible de poder creerse que todo lo que presencian es real. Pero, lamentablemente, lo es.

LAS NECESIDADES DE LOS MAYORES DEBEN PRIORIZARSE
Desde entremayores quisimos aprovechar la oportunidad para que nos hablaran de esos grandes olvidados: las personas mayores testigos de este conflicto, que no suelen ser los que salen en las imágenes que nos llegan. 

Enrico Vallaperta fue tajante: “En este momento, en Gaza, hay una falta total de medicación para enfermedades crónicas, por lo que no se tratan y esto afecta, especialmente, a las personas mayores”. Si bien es cierto que directamente este colectivo no es el principal cometido de MSF, el responsable de la entidad en Gaza sí tiene claro que dadas las circunstancias, las personas mayores “no pueden recibir la atención de la salud que suelen tener y que necesitan”. 

Helen Ottens-Patterson, por su parte, denuncia “la falta de acceso humanitario, la falta de suministros”, lo que hace imposible atender a esta población. “En Gaza hay una población anciana que tiene problemas como diabetes, hipertensión, problemas cardíacos, etcétera. La única forma de mantener una salud estable es mediante el suministro de medicamentos y apoyo médico, el seguimiento de su estado, etcétera. Actualmente, esta población no está recibiendo la medicación que necesita, por lo que empezamos a ver complicaciones de esto”. 

Ottens señaló que “el testimonio de colegas del Ministerio de Salud muestra que estas personas están llegando con ataques al corazón, derrames cerebrales, y en la etapa final de las enfermedades, como la diabetes, donde normalmente estas complicaciones deberían ser prevenibles”. Y también quiso poner el acento en un asunto que parece menor entre tanto desastre, pero que es grave para quien le afecta, la diálisis. Como explicó la coordinadora de Emergencias en El Cairo, “hay muy pocas camas de diálisis disponibles actualmente en la franja de Gaza, solo hay 18 unidades para atender a una población de 2,3 millones de personas. Está completamente saturado. La gente tiene que esperar mucho, mucho tiempo y durante el tiempo de espera, su salud puede verse gravemente comprometida y pueden enfrentarse a complicaciones, o incluso la muerte como resultado de esto”.
 
Finalmente, Helen Ottens-Patterson no dudó en afirma que “esta población está sufriendo y sus necesidades también deben ser priorizadas”. 


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal