Domingo, 14 de Abril de 2024 | Teléfono: 986 438 020
Atrás

La OEI y la OISS presentan el ‘Protocolo sobre el acceso de las personas mayores a la sociedad digital en Iberoamérica’

El documento viene acompañado de una guía dirigida a profesionales, agentes divulgadores y a los propios sénior, que detalla paso a paso cómo abordar su digitalización

Redacción EM 28-11-2023

COMPARTIR

Enrique V. Iglesias, presidente de la Fundación Astur –entidad que ha respaldado la publicación de este documento– intervino desde Montevideo.

La Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura (OEI) y la Organización Iberoamericana de Seguridad Social (OISS) ––con el apoyo de la Fundación Astur– presentaron en Madrid, a finales de noviembre, un documento que contiene importantes claves para fomentar la participación y el acceso de las personas mayores al mundo de la digitalización. El texto, titulado Protocolo sobre el acceso de las personas mayores a la sociedad digital en Iberoamérica, disponible en lengua española y portuguesa, fue presentado por Mariano Jabonero, secretario general de la OEI, y Gina Magnolia Riaño Barón, secretaria general de la OISS, en un acto que se retransmitió para toda la región vía streaming. (Puede visualizarse de nuevo a través de este enlace).

Este protocolo responde al objetivo de ambas organizaciones de contribuir a mejorar la calidad de vida de las personas mayores en Iberoamérica, especialmente en el contexto de la exclusión digital y la soledad no deseada que se ha potenciado en los últimos años como consecuencia del envejecimiento de la población o la intensa digitalización social motivada por la pandemia del coronavirus, entre otros factores. Así, el protocolo busca apoyar a los Estados iberoamericanos en el diseño e implementación de políticas públicas que atiendan a la diversidad de necesidades de esta población en el proceso de transformación digital que experimenta la región. 

Durante la presentación, Mariano Jabonero, tras agradecer las aportaciones de Colombia, Argentina y la Universidad Católica de Chile, puso de relieve que este documento es un aporte a la región “que envejece cada vez más rápido”, y "en concordancia con el Objetivo de Desarrollo Sostenible 4" –uno de los 17 establecidos por las Naciones Unidas en 2015, que busca garantizar una educación inclusiva, equitativa y de calidad y promover oportunidades de aprendizaje durante toda la vida para todos–, "lo que incluye también a las personas mayores", subrayó. 

Por su parte, Gina Magnolia Riaño Barón destacó que este protocolo se desarrolla en el marco de la Década del Envejecimiento Saludable, y que responde a un contexto de “transición demográfica” en la que Iberoamérica “ha envejecido más aceleradamente que otras regiones del mundo”, por lo que el protocolo contribuirá a los mayores iberoamericanos a “tener una vida digna”. 

Asimismo, Enrique V. Iglesias, presidente de la Fundación Astur –entidad que ha respaldado la publicación de este documento– en una intervención desde Montevideo,  justificó la necesidad de realizar este trabajo, teniendo en cuenta que “uno de cada cuatro iberoamericanos será adulto mayor en 2050, lo que representa un gran desafío para las generaciones presentes”.

LAS CLAVES DEL PROTOCOLO
Durante el acto, el investigador José Yuni, uno de los autores del protocolo, explicó algunas de las claves del trabajo presentado. Así explicó que "en estas regiones existen desigualdades para acceder al equipamiento y conectividad, pero que en el caso de las personas mayores, la dificultad de acceso es cultural". Es por ello, que a la luz de los resultados del protocolo, "sería necesario implementar políticas públicas desde las Administraciones que favorezcan su inclusión teniendo en cuenta el rápido envejecimiento de la población". Estas acciones políticas deben atender a la brecha digital, especialmente a lo que denomina “la brecha digital gris”. Además, esta oportunidad plantea un enorme desafío “ya que la digitalización de la vida social posibilita que la persona mayor pueda estar más integrada y acceda a múltiples recursos, pero también, en determinadas condiciones, genera procesos de dependencia tecnológica, de exclusión social y de lo que estamos considerando una nueva forma de discriminación vinculada al edadismo”. 

Basándose en la normativa, Yuni también dio cuatro recomendaciones a seguir a la hora de elaborar las políticas públicas, teniendo en cuenta los derechos del colectivo sénior y un enfoque interseccionnal de género, de lo étnico, de las diferentes condiciones de vida de la población, etcétera, y son lo que ellos llaman las "4 A: aceptabilidad, accesibilidad, adaptabilidad de las TIC y aceptabilidad por parte de la persona mayor. Esto debe ofrecer un acceso material, mental, habilidades digitales y al acceso de uso significativo para las personas mayores". En las recomendaciones, los autores diferencian las macro, dirigidas a Administraciones; meso, para instituciones que trabajan con el colectivo; y micro, que son acciones específicas dirigidas a las personas mayores. 

José Yuni reconoció, en su explicación que "en América Latina hay que añadir las desigualdades educativas, ya que cuatro de cada diez personas mayores no saben leer ni escribir". Por tanto, hay que pensar que esa alfabetización digital requiere de un espacio de formación adaptada a esta circunstancia también por parte de los desarrolladores de software y de canales digitales

Por tanto, en el documento, como señaló Yuni, "proponemos que sea un compromiso de los estados, de las empresas, de los servicios de salud, seguridad y trabajo, etcétera, para poder hacer efectiva esta inclusión. Esto no es solo un derecho, sino también un medio para acceder a otros derechos como la inclusión y para facilitar su contribución social". 

BUENAS PRÁCTICAS
Posteriormente, se dio paso al panel denominado ‘Buenas prácticas promovidas por OEI y OISS en el marco del protocolo sobre el acceso de las personas mayores a la sociedad digital en Iberoamérica’, en el que participaron como panelistas Beltrán Gambier, escritor y creador, y Gabriela Groba, directora del Centro Iberoamericano de Autonomía Personal y Apoyos Tecnológicos (Ciapat) de Argentina. En esta parte se expusieron las aportaciones recopiladas entre personas usuarias mayores de diversos talleres, destacando los beneficios de esta inclusión y las carencias que observaban y que necesitaban ser implementadas. 

GUÍA PASO A PASO
Junto con el protocolo, las dos organizaciones –OEI y OISS– han puesto a disposición para su descarga libre y gratuita una guía pormenorizada que detalla cuáles son los pasos que se deben de seguir para abordar un proceso de formación digital específicamente orientada a los mayores. La guía, también disponible en español y portugués, se compone de tres partes, cada una de ellas dirigida a un público objetivo concreto: en primer lugar, profesionales en el cuidado de los mayores; en segundo lugar, los propios adultos mayores y, finalmente, personas o instituciones relacionados con ellos como familiares, organizaciones públicas o particulares y medios de comunicación. 

Cuenta además con un vídeo ilustrativo en el que se explica cómo añadir un contacto a la agenda del móvil, tablet u otros dispositivos electrónicos, contenido que se encuentra disponible en el documento en su apartado dedicado a los adultos mayores. En este apartado se podrá acceder, además, a otras informaciones como, por ejemplo, cómo enviar un correo electrónico y adjuntar archivos, o cómo descargar y usar la aplicación WhatsApp, así como un glosario de términos útiles

Estas iniciativas forman parte de las iniciativas puestas en marcha conjuntamente por la OEI y la OISS en los últimos años como parte de la colaboración suscrita por ambas instituciones desde 2021, y de la cual se han desarrollado seminarios, publicaciones y talleres de autobiografía, entre otras actividades, que han puesto sobre la mesa la necesidad de impulsar la digitalización de las personas mayores en la región para combatir así su exclusión social y la soledad no deseada. 


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal