Teléfono: 986 438 020 Última actualización:  14:07:02Lunes, 26 de Junio de 2017
Atrás

El papel de España en el proyecto europeo Activage: la tecnología al servicio de la vejez

Esta iniciativa se dio a conocer a principios de 2017. Su objetivo: demostrar en tres años y medio la utilidad de soluciones que plantean el uso del ‘Internet de las Cosas’ para hacer frente al reto que supone el envejecimiento de la población

Emma Vicente EM 10-04-2017

COMPARTIR

PROYECTO ACTIVAGE

A principios de año, Madrid acogió la presentación de un proyecto trasnacional sin parangón: Activage (ACTivating InnoVative IoT smart living environments for AGEing well), una iniciativa financiada con 20 millones de euros y enmarcada en el programa H2020 de la Comisión Europea. En suma, se trata de un proyecto que busca afrontar el reto que supone el envejecimiento de la población con soluciones que plantean el uso del IoT ‘Internet of Things’ (Internet de las Cosas), un concepto que se basa en la interconexión digital y que, en este caso, permitirá incrementar la seguridad de los senior, favoreciendo el mantenimiento de su independencia y participación social, así como reducir el impacto negativo que implican enfermedades crónicas y el deterioro.
Dos son las cabezas visibles de esta iniciativa: Sergio Guillén, director de Innovación en Mysphera, y Germán Gutiérrez, director de Integrated Health Solutions en Medtronic Ibérica. Ambos son los coordinadores de este ambicioso proyecto. Para Gutiérrez, se trata de una experiencia que “involucrará a 7.200 mayores –aproximadamente 6.000 personas de edad avanzada y 1.200 cuidadores no profesionales y cuidadores formales– en siete países distintos de la Unión Europea, desarrollando toda una serie de servicios basados en tecnologías IoT con el objetivo de avanzar en la provisión de servicios destinados a conseguir un envejecimiento activo y saludable”. La implementación de los pilotos se realizará en Madrid; Galicia; Comunitat Valenciana; Emilia–Romagna (Italia); Clúster Griego: Ática, Grecia Central y Macedonia; Grenoble (Francia); Woquaz (Alemania): Región de Hessen; Leeds (Reino Unido); y Clúster Finlandés: Ciudades de Espoo, Tampere y Turku.
El principal objetivo es construir el primer ecosistema europeo IoT –con más de 43.000 dispositivos conectados–, que se despliegue en esos nueve puntos (Deployment Site, DS), reutilizando y escalando plataformas IoT abiertas y propietarias, tecnologías y estándares, e integrando nuevas interfaces necesarias para proporcionar interoperabilidad entre estas plataformas heterogéneas. Las soluciones para el envejecimiento activo y saludable serán desplegadas en cada piloto (DS), mejorando y ampliando los servicios existentes, para la promoción de la vida independiente, la mitigación de la fragilidad, y la preservación de la calidad de vida y la autonomía.
Para Sergio Guillén, “este nuevo modelo autosostenible y que alcanzará a 90 millones de ciudadanos e  instituciones, será motor para el desarrollo de la industria, de las pymes, del emprendimiento y, en suma, de la consolidación de un espacio de innovación europeo arrastrado desde el mercado”. Es decir, tras constatar los beneficios de estas nuevas tecnologías sobre la sostenibilidad de los sistemas de salud y los cuidados sociales en los países de la Unión Europea, y la mejora en la competitividad de la industria, se van a poder crear nuevos productos y servicios, impactando directamente en la creación de empleo. Una segunda consecución nada desdeñable y que supondría el segundo gran reto de Activage: convertir al sector de los cuidados en un importante nicho laboral.

Desarrollo de este proyecto
Es una obviedad hablar del reto demográfico futuro cuando los países occidentales y Europa, en concreto, ya asisten al envejecimiento acelerado de la población debido al incremento de la esperanza de vida y la baja tasa de natalidad en el continente, un fenómeno que no va a dejar de aumentar en los próximos años. “El proyecto consta de tres fases de pilotaje –durante tres años y medio– que permitirán disponer de la evidencia técnica y científica que confirme nuestras hipótesis o nos muestren las correcciones necesarias a los planteamientos iniciales. En los últimos seis meses nos centraremos en la consolidación de los programas de crecimiento en cada zona y en que estos se conviertan en referencia para los otros países de la Unión”, señala el coordinador adjunto del proyecto, Sergio Guillén.
En septiembre está previsto dar a conocer un primer balance de estos pasos iniciáticos. Mientras tanto, en estas páginas, y de la mano de los coordinadores, buscamos ver qué papel ejercen los pilotos españoles, de Galicia, Madrid y Comunitat Valenciana, teniendo en cuenta, además, la relevante contribución que este país puede aportar, ya que la tendencia sobre el envejecimiento poblacional es especialmente preocupante en el caso de España, donde los mayores de 50 años (17,9 millones de personas) duplican a los menores de 18 (8,7 millones). Una realidad que exhorta a buscar soluciones que permitan mejorar el empoderamiento de los mayores y aumentar su autonomía. “Enfermedades antes mortales han pasado, felizmente, a convertirse en crónicas, lo que está conduciendo a que las personas se involucren en el cuidado de salud sin la necesidad de que este se realice únicamente en los hospitales. La industria debe ser consciente de estos cambios, incorporando a sus propuestas clínicas cada vez más soluciones orientadas hacia el entorno doméstico”, concluye Sergio Guillén.
Así pues, con estas bases, nos adentramos, en detalle, en lo que los socios españoles, públicos y privados, implicados en este proyecto, están ya generando y generarán, durante 42 meses, hasta esa fecha límite del 30 de junio de 2020. Además de estos colaboradores, hay que mencionar el papel de Medtronic, como coordinador de esta iniciativa; HOP ubiquitous (HOPU), que se centrará en la arquitectura IoT; y la Universitat Politècnica de València (UPV), que estando en el piloto gallego, también es responsable de la interoperabilidad del piloto.



Los tres pilotos españoles implicados: Galicia, Comunitat Valenciana y Madrid concentran los socios y objetivos clave cuyos resultados se sumarán al resto de las soluciones europeas


El caso gallego, paradigma del envejecimiento de la población

Galicia (2,8 millones de habitantes) es un paradigma en cuanto al envejecimiento poblacional, ya que uno de cada cuatro habitantes supera los 65 años. Enfrenta, además, tasas crecientes de enfermedades crónicas. La Estrategia Regional de Innovación Gallega para la Especialización Inteligente (RIS3) se plantea como uno de sus principales desafíos para posicionar a la región como un referente en el Sur de Europa en la provisión de servicios y productos relacionados con el envejecimiento activo y un estilo de vida saludable.
Los socios implicados (Deployment Site-DS) en esta red
Cruz Roja Española. Es una de las mayores organizaciones articulada en 649 sucursales locales y apoyada fuertemente por voluntarios. Durante 2014 asistió a 2,5 millones de personas a través de sus programas de intervención social. Los principales grupos vulnerables que atienden son personas en riesgo de exclusión social y pobreza extrema (717.643 personas); mayores, discapacitados y cuidadores (274.946); e inmigrantes (131.514 individuos).
Sergas. como institución del Gobierno regional gallego, responsable de los servicios públicos de Sanidad, personados a través de la Consellería de Sanidade que gestiona el Servicio Galego de Saúde. Sus recursos consisten en siete hospitales principales y otros siete rurales con atención secundaria. Otros 460 centros de Atención Primaria completan la red. Cerca de 38.000 profesionales trabajan en servicio.
Televés. Es proveedor de soluciones, sistemas y servicios de telecomunicaciones para el hogar y edificio digital. Permitirá que todos los servicios presentes y futuros, incluyendo salud y entretenimiento, tengan en mente a los usuarios en sus hogares.
Universidad Politécnica de Valencia (UPV). Es proveedor de tecnología y responsable de la interoperabilidad del piloto. Su grupo de investigación utilizará su experiencia en el desarrollo de plataformas IoT, mecanismos de interoperabilidad en diferentes capas, algoritmos de planificación y redes inalámbricas.
Fundación Vodafone. Es una institución autónoma y sin ánimo de lucro dedicada a la investigación sobre los beneficios sociales de las comunicaciones. Con su visión “Mobile for Good” busca promover las TIC para mejorar las condiciones de vida y la integración de grupos especiales de personas: personas con discapacidad, senior y pacientes crónicos entre otros.
Perfil de los usuarios
El volumen de usuarios esperado para este proyecto piloto en Galicia es de aproximadamente 700. Los usuarios finales son las personas mayores de 60 años que requieren monitorización continua, temporal o permanente. Los participantes pueden tener enfermedades crónicas (se están analizando patologías como la fibrilación auricular; unos 200 usuarios estarán en esta situación y seguirán un protocolo médico específico); con riesgo de padecer enfermedades crónicas (hipertensión, obesidad, diabetes); con baja participación social y/o problemas de soledad; con dificultades para seguir un estilo de vida saludable; y personas con dependencia.
Servicios a prueba y objetivos
Desde este piloto se trabajará en la integración de servicios sociales y sanitarios mediante la construcción de una plataforma de servicios integrados en un solo dispositivo de usuario. También se pondrá a prueba el tele-cuidado en el hogar y móvil, es decir, monitorizar la actividad y el estilo de vida, en el domicilio y en el exterior, para la detección de riesgos con el fin de prevenirlos y maximizar la seguridad. Se trabajará en una red social digital con video-comunicación entre personas mayores para evitar el aislamiento y la soledad. Asimismo, se desarrollará un sistema de seguimiento de pacientes crónicos; actualmente se están perfilando las enfermedas que serán objeto de este caso. En este punto, desde Activage destacan que todas estas experiencias descritas, incorporan aspectos de accesibilidad para adaptar la solución a las necesidades y circunstancias de cada persona.
Los objetivos que se persiguen con esta investigación son: aumentar la seguridad de las personas mayores y favorecer la continuidad en su propio entorn; reducir el impacto negativo del deterioro físico y/o cognitivo de las personas mayores de 60 años con enfermedades crónicas para que puedan seguir desarrollando sus actividades diarias; favorecer estilos de vida saludables entre los senior; tratar de revertir el crecimiento de las enfermedades crónicas no transmisibles; y mejorar su calidad de vida.  
La tecnología que se proporcionará a los participantes del piloto se puede instalar en cada hogar, sin requisitos especiales. Si bien, la selección de las áreas territoriales se hará teniendo en cuenta la potencia de la red de Internet y de datos móviles.

La participación valenciana involucra potencialmente a los cuidadores
En el caso de la Comunitat Valenciana, el enfoque del piloto es involucrar a los cuidadores informales en el conocimiento sobre el comportamiento diario de las personas mayores en el hogar y fuera del mismo. Será un despliegue de experiencias en la vida real.
Los socios implicados (Deployment Site-DS) en esta red
–En el caso de este piloto, los socios implicados responden, con claridad, a su papel como oferta o demanda dentro de la cadena.
MySphera. Proveedor e integrador de soluciones tecnológicas. Está en el lado de la oferta. La empresa se encarga de la producción de software y hardware propios para el ‘buen envejecimiento’. Su papel en el proyecto es como proveedor y desarrollador de las soluciones a probar.
Las Naves. Fundación de la Innovación del Ayuntamiento de València. Está en el lado de la demanda. En nombre del ayuntamiento, actúa como proveedor de servicios públicos del cuidado. Proporciona la infraestructura necesaria para supervisar a las personas asistidas fuera del hogar. Las Naves, además de proporcionar usuarios que participen en el experimento, evaluará la solución validada a través del proyecto piloto para extrapolar su potencial y posicionarla como servicio público de manera sostenible.
–Los siguientes tres DS actuarán como suministro y demanda. Hay que decir además que todos ellos juegan un papel importante al proporcionar usuarios para el piloto, y en la deficinión de los modelos de negocio a desarrollar:
Atenzia. Es proveedor de servicios privados y públicos de teleasistencia. Actualmente presta este servicio a más de 5.500 usuarios.
Gesmed. Utiliza las tecnologías y soluciones existentes para proporcionar un servicio de atención a los usuarios finales. Hoy en día, la prestación de asistencia domiciliaria que ofrece atiende, como servicio público local, a más de 5.000 usuarios.
ISI Benestar. Servicio de asistencia a domicilio en Valencia. Han desplegado un proyecto piloto concedido por el Ayuntamiento de València con el objetivo de probar una solución para el seguimiento de la vida diaria de las personas mayores en el hogar (25 usuarios), similar al que se probará en el piloto valenciano.
Perfil de los usuarios
Los socios están, actualmente, definiendo los perfiles de los participantes y los posibles escenarios para ambos casos de uso (exterior e interior). Operarán con un total de 750 usuarios que deberán tener más de 65 años; sin condiciones de salud severas; que vivan en la ciudad. Para que la muestra sea representativa, desde el piloto tendrán en cuenta, a la hora de seleccionar a los participantes, cuestiones de género; formas de convivencia; si tienen o no cuidadores tanto profesionales como informales; si reciben algún servicio público o privado; etcétera.
Servicios a prueba y objetivos
El piloto contempla la monitorización continua, tanto en el hogar de los mayores como fuera, bien en el barrio o en toda la ciudad. El fin es promover la vida autónoma, identificar situaciones relevantes que puedan representar un riesgo e informar a los cuidadores formales o informales. Los sensores desplegados permitirán modelar los patrones habituales de comportamiento en una persona e identificar desviaciones significativas que pueden representar una oportunidad para la intervención temprana. Dentro del hogar, las desviaciones se informan al dispositivo móvil del cuidador a través de una aplicación. En 500 viviendas se desplegará un kit compuesto por cuatro sensores de presencia (y algún otro factor ambiental a decidir) y un gateway que recolecte la información que será recibida en el móvil del cuidador.
A medida que los socios vayan aportando los resultados del experimento, se espera que tengan un impacto en la oferta actual de servicios de atención pública, tanto en su manejo, diseño, como en la población objetivo. La evaluación de este repercusión es una cuestión clave para la sostenibilidad de la solución después del proyecto.
En definitiva, el piloto valenciano quiere probar que las soluciones de IoT pueden hacer más fácil, más seguro y útil el entorno para las personas mayores y darles tranquilidad a sus cuidadores.
Actualmente, se han llevado a cabo dos talleres internos específicos. Y los ‘focus group’ con los usuarios finales están programados para que se celebren este mes. Además, Activage está tratando de involucrar a más socios para que el perfil analizado sea más representativo, especialmente, en el tema de la soledad.
Una vez definidas las plataformas, sensores y dispositivos de interacción, la mayoría de implementaciones se analizarán en las próximas semanas, pero, entre las previsiones ya se observa la necesidad de aumentar los sensores de interior y mejorar la incorporación de datos del exterior, o mejorar la app para cuidadores, entre otras.

El piloto en Madrid busca la detección precoz del rendimiento cognitivo
El concepto fundamental del piloto de Madrid se basa en la detección precoz y la prevención de la disminución del rendimiento cognitivo y también en la disminución de los riesgos de los ancianos. Para ello, Madrid proporcionará una monitorización no intrusiva de las actividades de la vida cotidiana en su entorno de vida.
Los socios implicados (Deployment Site-DS) en esta red
Tercera Edad Activa SL (TEA). Es el líder del Madrid DS. Presta servicios de recursos humanos y teleasistencia (aplicación ‘Activa’) a personas mayores o con discapacidad y cuidadores informales. TEA actúa tanto en la demanda como en la oferta como socio del proyecto.
Tecnalia. Son los proveedores del servicio tecnológico Equimetrix para la evaluación del equilibrio y la formación.
LifeSTech-Universidad Politécnica de Madrid (LST-UPM). Son el desarrollador e integrador de funciones diarias del ecosistema de IoT, y los desarrolladores principales de la plataforma universAAL para ser utilizado en este piloto.
Empresa Municipal de Transportes de Madrid, SA (EMT). El OpenData de EMT y los servicios EMT (wifi incorporado en autobuses) actuarán como servicio para rastrear la ubicación del usuario.
Perfil de los usuarios
El piloto de la capital tiene como objetivo operar con un máximo de 1.000 personas que cumplan algunos criterios determinados como son, personas no dependientes; mayores de 65 años; sin condiciones de salud severas; usuarios procedentes del sector privado y del público; individuos con disponibilidad para una observación de 12 semanas de tiempo; y personas excluidas con enfermedad mental o deterioro cognitivo que no pueden firmar un consentimiento informado.
Servicios a prueba y objetivos
Desde este piloto, el trabajo interrelacionado de los socios ya ha comenzado. Las aplicaciones compartirán datos a través del IoT Plafform, denominado universAAL, con sensores, dispositivos portátiles y dispositivos para lograr los objetivos. TEA está realizando el contacto inicial con los municipios para reclutar a los usuarios necesarios para participar en este proyecto. Su trabajo se centrará, además, en ayudar a que los beneficiarios puedan administrar su salud. Asimismo, junto con la UPM están señalando las intervenciones que se van a desarrollar. La universidad también está considerando todos los aspectos tecnológicos que tienen que ser implementados, incluyendo servicios, hardware y recursos disponibles. UPM comenzó a trabajar en la plataforma uAAL para que esté disponible en nueve meses. Tecnalia inició la aplicación Equimetrix, que evaluará y entrenará el equilibrio del usuario. En una primera etapa, Tecnalia analiza las ontologías de salud para ampliarlas a las nuevas exigencias del piloto madrileño. Por último, UPM está considerando todas las intervenciones y las compras de hardware para adaptarse a las necesidades y casos de los usuarios participantes. Además, desde la universidad advierten que en su primer análisis de necesidades y casos, las intervenciones posteriores podrían variar para adaptarse a los resultados que obtengan. Asimismo, han diseñado una forma de determinar la soledad de los usuarios, han adaptado una pulsera para rastrear acciones físicas del usuario, como actividad, ciclo del sueño, etcétera, y que detecta los riesgos potenciales a los que se expone. También trabajan en un asistente de funciones diarias utilizando etiquetas –SmartCards–.
En líneas generales, el piloto de Madrid persigue un triple objetivo: evitar la disminución del rendimiento cognitivo mediante ejercicios personales de entrenamiento cerebral a través de una aplicación en el smartphone y recordatorios; evitar las caídas por ejercicios físicos; y prevenir el aislamiento social, alentando a los usuarios a establecer y mantener interacciones sociales activas a través de aplicaciones móviles. Con una estricta colaboración entre proveedores de servicios y demandantes en los sectores público y privado, los beneficios para los mayores están relacionados con el aumento de la independencia en sus ambientes de vida gracias a intervenciones personalizadas y ‘ad hoc’ que dependen de una combinación específica de interacción social y actividad cotidiana.
La tecnología utilizada en este piloto generará aplicaciones que producirán y consumirán diferentes tipos de datos. En general, en Madrid se habilitará el intercambio y la interconexión de datos de manera universal. Cada aplicación está diseñada para ejecutarse en diferentes plataformas. Habrá tres entornos corrientes básicos: android phone/tablet, set top box y servidor cloud.

>> Entrevista con Germán Gutiérrez, director de Integrated Health Solutions en Medtronic Ibérica y coordinador de Activage


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal